Una noche extraña… supongo que cuesta acostumbrarse a un lugar nuevo donde descansar y merece la pena destacar el despilfarro de la calefacción del alojamiento.
Vamos, que a las tres de la madrugada estaba yo buscando un claro en el cielo por si asomaba nuestra estimada Aurora y se dignaba a saludar. Y mira tu por donde que al poco rato ahí estaba… escondidita entre las nubes, discretita ella, sutil pero digna.
En otras circunstancias no la hubiese visto, pero tenia todo el tinglado fotográfico montado y era una pena no aprovecharlo. Según las webs de previsiones era una magnitud de 2, pero suficiente para hacer sonreir al sensor de la cámara. Miraré de colgar el Timelapse 😉

Sale el sol. Estoy muerto de sueño y toca salir de Grundarfjörður y dar la vuelta al volcán Snæfellsjökull, dónde empezó el Viaje al centro de la Tierra de Julio Verne.

Seguramente es muy bonito pero hoy le ha dado por pelearse la lluvia contra el viento y de momento no ha ganado nadie aún…

 

_DSC4231

 

DSC_9879

 

DSC_0138

 

_DSC4280

 

DSC_0196

 

DSC_0097

 

_DSC4485